Andrea y Lalo

Al banco de salida….

Pocos momentos en la vida de una persona se podrían comparar con el momento en que los nadadores se suben al banco de salida..

Pienso en los blocks de salida de los corredores velocistas, el momento previo a salir al escenario para un evento de ballet, dale moderno o danza,  esperar la salida de un triatlón o un maratón o carrera, cuando las gimnastas se suben a la barra de equilibrio o a las barras asimétricas, o los gimnastas al caballo con arzones o bien a las argollas, cuando los clavadista están esperando en el trampolín o plataforma de 10 metros el instante previo a tirar su clavado, entrar al examen de ballet, el  momento previo al inicio de un concierto de un pianista o un violinista o un músico en general, el examen profesional, el momento previo a entrar a la cancha de tenis, de squash o de raquetbol, el momento previo a un combate de box o TaeKwon Do, en fin deportivamente hablando o bien artísticamente me parece que hay ciertos momentos similares en cuanto al grado de emoción, nerviosismo, concentración,  que pareciera que en ese momento la vida se reduce a un instante que hay que tomar aire, respirar profundo y lo que sigue, es lo que te separa del resto de mundo.

Este fin de semana,  ¡me subí nuevamente al banco de salida! Y no para competir contra nadie porque en realidad al banco de salida hay que subirse para probarse uno mismo, para saberse vencedor aún antes de echarse el clavado, para dar esa última bocanada de aire antes de saberse en otro elemento en el que hay que hacer todo el esfuerzo para salir a respirar para llenarnos de vida, y durante unos segundos o minutos, hacer todo el esfuerzo, poner nuestra mente y cuerpo a prueba, dar cada brazada con toda la fuerza, pateando con toda la potencia que nuestro cuerpo es capaz de generar, haciendo el máximo y mejor esfuerzo en cada brazada, para llegar a la orilla con los pulmones casi colapsados, jalando aire como si nuestra vida dependiera de eso, sin sentir los brazos y las piernas, pero sabiendo que ¡lo logramos!

A todos los nadadores, de todas las edades y categorías, a mis amigas de la categoría 17+ , a los nadadores de todos los estilos y distancias que con valentía y todo el entusiasmo se suben al banco de salida para dar lo mejor de sí mismos, a todos ¡mi reconocimiento y respeto!

Gracias Lalo por compartir el banco de salida este fin de semana con tu mamá, gracias Andrea por ser la mejor porra del universo, espero que un día regreses al banco de salda tu también, como lo hiciste en muchas ocasiones cuando eras niña, gracias Ceci Cohen por invitarme a ser parte de la Copa CDI, gracias a Nora Toledano, a Rodolfo Aznar, Víctor Torres,  Ricardo Durón, Jose Manuel Díaz, Rodolfo Zarco, Rodolfo Bulnes, Tere Rivera, Claudia Vázquez, Rogelio Nava, Patty Kohlmann y a todos los entrenadores de natación  por su cariño y apoyo pero  sobretodo por su enorme esfuerzo en lograr que personas ordinarias logremos dar ese paso tan determinante de subirse al banco de salida. Hoy vi a muchísimos niños y jóvenes que se subieron al banco de salida para echarse el clavado para encontrar en el agua lo mejor que viene en su vida, guiados por ustedes y eso debe hacer que ustedes se sientan sumamente orgullosos de su labor, a todos los entrenadores una felicitación muy especial de mi parte.

Lalo saliendo de una prueba..
Lalo saliendo de una prueba..
Andrea y Lalo
Andrea y Lalo
Ese momento previo a subirte al banco de salida...
Ese momento previo a subirte al banco de salida…